Noticias Fútbol

¡Volvieron las juveniles!

El Semillero del Mundo volvió a competir un año y medio después de su última jornada por los puntos. Lo hicieron ante Platense y los resultados fueron muy buenos.

EN EL CEFFA

Cuarta división: 5-0
Los dirigidos por Diego Gómez no tuvieron un gran primer tiempo. Sin embargo, con poco les alcanzó para ser superiores a su rival: el convencimiento de ir siempre para adelante hizo que el ánimo de los delanteros no se cayera, pese a las innumerables veces que quedaron en offside. 

Matías Perelló convirtió por triplicado a los 25, 36 y 39 minutos del primer tiempo. El complemento no empezó bien para el Bicho, que sufrió la expulsión de Román Riquelme, pero el ánimo visitante se terminó de derrumbar cuando a los 10 Franco Benítez estableció el 4-0. Agustín Passarino le puso cifras definitivas a la goleada.

Quinta división: 2-0
Los dirigidos por José Luis Calderón hicieron un muy buen primer tiempo, pese a haber jugado el primer tiempo bajo una intensa lluvia. A los 29, Mateo Díaz Chaves abrió el marcador, que pudo haber sido aumentado en reiteradas oportunidades, aunque la puntería no estuvo fina.

En el segundo tiempo los chicos no pudieron mantener la intensidad, pero eso no significó renunciar a la idea. Con muchas imprecisiones, también producto del estado del campo de juego, los chicos dominaron el trámite del encuentro y sobre el final -luego de una gran tapada de Román Sanz-, Gabriel Rocha sentenció el resultado.

Sexta división: 2-1
Si bien la cancha no estaba como suele presentarla el CEFFA, producto de las inclemencias climáticas y los partidos que soportó entre viernes y sábado (reserva, cuarta y quinta), los conducidos por Ernesto Del Castillo no renunciaron a su idea de sumar pases. La apertura del marcador llegó a los 11, después de un gran centro de Tobías Burstein que cabeceó Uriel Sosa.

Platense nunca supo cómo resolver cuando tenía la pelota en los pies, mientras que Argentinos siempre intentó, pese a las imprecisiones que tuvo a lo largo de los 90 minutos. A los 13 del complemento Fernando Álvarez quedó mano a mano y no perdonó: estampó el 2-0. Cuando el partido se estaba terminando, el elenco visitante consiguió el descuento para decorar el resultado.


EN EL PREDIO DE GALVÁN

Séptima división: 0-2
Los conducidos por Marcelo Ríos intentaron anteponerse ante cada problema que surgió a lo largo del encuentro. Con un juego prolijo, los chicos siempre buscaron el área rival, ante un Platense que no llegó mucho. A los 37 minutos fue expulsado Gabriel Abeldaño y dejó a sus compañeros con un jugador menos.

Pese a la adversidad, los chicos siguieron intentando y generaron oportunidades para adelantarse en el marcador. Sin embargo, en el segundo tiempo, después de un contragolpe, el el elenco local fue efectivo y abrió el resultado. Sobre el final, con Argentinos jugado en ataque, Platense obtuvo el 2-0 con el que selló el partido.

Octava división: 4-2
Los dirigidos por Ricardo Alarcón se encontraron en desventaja al inicio del partido, pero rápidamente pudieron sobreponerse y de qué manera: Jeremías Correale, Miguel Feliú en dos oportunidades, y nuevamente Correale demostraron su jerarquía y, acompañados por una buena producción colectiva, lograron dar vuelta el resultado.

Argentinos fue superior a su rival a lo largo de todo el partido y en el segundo tiempo, bajo una intensa lluvia, aprovechó para manejar los tiempos, sin dejar de pensar en el arco rival. Sobre el final, Platense consiguió el descuento, pero sólo para la estadística, ya que no hubo tiempo para más.

Novena división: 7-2
Los conducidos por Diego Lanzani mostraron las ganas que tenían de empezar a competir, a tal punto que a los 12 minutos ya se imponían por 3-0. Gracias a dicha superioridad, hubo algo de relajación y el primer tiempo culminó 4-1.


En el complemento, los chicos volvieron a salir concentrados y en búsqueda de más goles para hacer más extenso el resultado, algo que afortunadamente se consiguió. ¿Quiénes marcaron en la goleada? Thiago Ledesma en dos oportunidades, Ignacio Domínguez, Benjamín Rey y hubo dos goles en contra.

Para cerrar la jornada, los nacidos en 2007 festejaron su primer partido en divisiones juveniles con la tradicional torta. Una costumbre que estableció Francis Cornejo hace más de 50 años y que hoy se sigue replicando: la mamá del capitán debe llevar una torta y en el caso de ganar o empatar, se come; caso contrario, se dona.

El próximo sábado el rival será Vélez y las localías se repetirán: las grandes jugarán en el CEFFA y las menores visitará la Villa Olímpica.