Noticias Fútbol Amateur

"Se vienen cosas muy lindas"

Jorge Callán, uno de los médicos de las Juveniles, tiene otra función fuera del club: trabaja en la lucha contra el coronavirus desde un hospital. Analiza el avance de la pandemia en el país, cuenta cómo son sus días en la guardia del sanatorio y evalúa el regreso del fútbol. “Podría volver”, dice.

Hospital de Vicente López. Es la mañana de cualquier viernes, pero Jorge Callán sabe que no volverá a su casa hasta que el sol empiece a ocultarse entre las nubes del sábado: su compromiso con la guardia del sanatorio lo obliga a quedarse en zona Norte. Pero la rutina continúa más tarde en el CEFFA, donde acompaña a las Divisiones Inferiores de Argentinos Juniors. Es, a su manera, un superhéroe. Una suerte de Clark Kent, que salía de su oficina para vestirse de Superman. Pero, en su labor esencial como empleado del club, tiene mucho más que contar.

Su aventura en El Semillero del Mundo comenzó en 2008, “cuando Droopy Gómez estaba en Novena División”, según acota. “Conocía a José Artese -sigue- y me propuso trabajar en el club. Le pregunté si sabía qué comían los chicos, si había oficinas... Presenté un proyecto integral, le gustó a la dirigencia y empezamos”.

Callán no se permite olvidar aquellos tiempos en los que todo era cuesta arriba, y reconoce que el presente tiene un granito de arena suyo. “Cuando empecé estaba Adrián Domenech, que era coordinador general. Hoy hay varias coordinaciones”, compara, y el pecho se le infla de orgullo: “En los primeros tiempos en los vestuarios había sanguchitos de miga y coca cola, hoy siempre hay jugo y frutas, hemos mejorado en un montón de aspectos”.

La cabina telefónica en la que Clark Kent hacía su transformación es, para el doctor, cualquier pasillo del hospital. El coronavirus impactó con más fuerza en el Área Metropolitana de Buenos Aires, la zona geográfica más poblada del país. Y Jorge confeccionó un traje para la acción a la altura de los estrictos protocolos de bioseguridad para desempeñar sus tareas cotidianas. “Tenemos el equipamiento, estamos capacitados y hacemos lo mejor posible”, aclara.

Callán difiere de muchos y su mirada también está puesta en el regreso del fútbol: “La salud no es sólo tener los signos vitales. Es un estado biopsicosocial. Es decir que, además de lo biológico, lo físico y lo psíquico, lo social es muy importante”. Entonces, ¿debe regresar pronto? “El fútbol es cultura y creo que bajo los cuidados necesarios la Primera División podría volver y guiar el camino para Reserva y Cuarta División”, considera el médico.

Mientras tanto, los jugadores aprovechan el tiempo para seguir poniéndose a punto y que el retorno a la actividad no sea una carga tan pesada. Y, según Jorge Callán, los juveniles de Argentinos “están aprovechando muy bien la cuarentena”, a pesar de no tener a disposición el campo de juego o demás comodidades. Las actividades se mantienen: reciben información médica, nutricional y hasta tienen charlas con futbolistas que hayan estado en su lugar.

A pesar de que la pandemia haya obligado al mundo entero a adaptarse a una nueva normalidad, el médico prefiere ver el vaso medio lleno. “Creo que vamos a volver mejores. Se ha hecho una transformación bárbara y de acá al futuro se vienen cosas muy lindas”, insiste. A su manera, el trabajo de Jorge Callán también es parte de ese crecimiento.